Literatura en pocas palabras

Leído hoy tarde de lluvia en Eleanor:

Volví tarde del laburo, tarde, cansada y en un colectivo lleno de gente horrible. Para peor, un recorrido que no conocía. Hasta que agarró la avenida, *esa avenida*.

Y como no podía ser de otra manera, paró en la esquina. Maldito semáforo qué oportuno que sos.

Y me acordé de vos; me acordé de vos diciéndome que esa esquina te hacía acordar a mí. Y me acordé de la esquina, del frío y del capricho.

Me acordé de la vez que sentada en un colectivo igual que ahora te ví cruzando la calle justito por adelante. Qué sorpresa. Me ví a mí misma temblando como una hoja, pero sonriendo hasta donde me daba la boca. Bajándome del bondi, sigilosamente colgándome de tu espalda. Y esa tarde llovió, escuchamos Velvet Underground y me olvidé la bufanda bordó sobre la silla de tu cocina.

Y me acordé de tantas cosas que hasta me olvidé que te había olvidado.

Y sonreí.

2 comentarios to “Literatura en pocas palabras”

  1. carito Says:

    es muy tierno… y triste al mismo tiempo…

  2. alsur Says:

    Carito: Retriste.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: